Estrategias para prevenir la caries dental

dental-salud-ninosPrevenir la caries dental no significa simplemente usar frecuentemente el cepillo de dientes, el hilo dental y no comer azúcar.

Este sin duda alguna es un tema complicado, con muchas implicaciones. De hecho, el consultorio o clínica dental de confianza puede ofrecer algunos pasos adicionales para medir el riesgo particular de caries (análisis de saliva y bacterias). Luego, pueden recomendar algunos productos o tratamientos para manejar el nivel de riesgo (selladores, agentes antibacterianos, fluoruro tópico, suplementos de calcio y fosfato, Pasta dental especial y enjuagues, y goma de xilitol).

Estos productos o tratamientos dentales se basan en establecer un equilibrio hacia la salud, maximizando la protección de los dientes y minimizando o eliminando el lado patógeno. La prevención de la caries dental debe ser estratégica, ya que afecta a las personas en su nivel individual y comunitario.

En pocas palabras, para la caries dental se reproduzca se necesita de una receta perfecta. Existen dientes más sensibles que otros (no todos los dientes tienen caries), el consumo excesivo de azúcares o carbohidratos, pues son el alimento “perfecto” para la diseminación de bacterias productoras de ácido; las bacterias productoras de ácido atacan los dientes más sensibles.

Una correcta higiene oral es una excelente estrategia para eliminar las bacterias de la boca, pero funciona por sí sola; por lo tanto, visitar frecuentemente al dentista u odontólogo es la forma indicada de potenciar la prevención de la caries dental.

En consecuencia, la correcta prevención de la caries dental tiene como objetivo cambiar el equilibrio a favor de una muy buena salud oral en tres áreas principales:

Protección profesional de la caries dental: Esto se logra mediante la aplicación de fluoruro tópicamente a la estructura cristalina justo después de que los dientes entran en erupción en la boca. Las superficies dentales son dinámicas y permitirán la incorporación de iones fluoruro en la estructura superficial. Muchos estudios muestran que las dosis bajas de fluoruro son seguras y eficaces contra la caries. Los selladores son muy exitosos y son un tratamiento complementario para el fluoruro porque sellan los lugares donde la descomposición ocurre en los minúsculos huecos ocultos y fisuras. Los estudios clínicos que usan sellantes muestran un 99% de resultados sin cavidades durante seis años de pruebas clínicas en más de 1.100 dientes estudiados.

Reducción de la bacterias productoras de ácido: Estas bacterias pueden ser identificadas por una prueba simple administrada por el dentista. Si se identifican estas bacterias, se pueden modificar para reducir la caries dental mediante el uso de productos de protección dental. Podemos modificar aún más estas concentraciones bacterianas dañinas con el uso de enjuagues bucales antibacterianos y agentes neutralizantes del pH.

Control de la dieta: Es importante reducir los azúcares refinados de la dieta o restringir la ingesta en las comidas. Los azúcares naturales (en frutas y verduras crudas) son mejores que los azúcares (añadidos) que se encuentran en jugos, refrescos, dulces y similares. La ingesta total de azúcar debe ser inferior a 50 gramos, aproximadamente diez cucharaditas, por día. Los bocadillos saludables no azucarados o sin carbohidratos son mejores, como zanahorias, verduras y frutas frescas. El xilitol es un ejemplo de un “azúcar de alcohol” usado en algunas gomas de mascar y productos dentales que en realidad reduce las bacterias productoras de descomposición, y está resultando útil en estrategias de prevención de la descomposición.

Anuncios